EN BUSCA DEL TRATAMIENTO PERFECTO PARA MI CUERPO

Ayer os conté los beneficios de las corrientes galvánicas para tratamientos faciales y hoy debo explicaros, los beneficios de estas corrientes como solución a nuestros problemas corporales.
Las corrientes galvánicas son un recurso indoloro y muy efectivo para tratar la celulitis, la flacidez, las estrías y las varices.
Este tratamiento en sí es muy efectivo siempre que se use un producto que trabaje la piel de forma seria ya que su función principal es lograr que el ingrediente clave penetre en profundidad.
Nuestro estilo de vida (alimentación, ejercicio, descanso), ropa,  subidas y bajadas de peso y el propio envejecimiento natural, puede  provocar la aparición de celulitis, flacidez y estrías.
No hay estudios que aclaren una edad mínima en la que aparece la celulitis pero si es importante tratar este síntoma lo antes posible, ya que si no se trata los nódulos se harán más consistentes y llegarán a capas más profundas de la piel.
E la actualidad existen muchos tratamientos estéticos que trabajan estos signos en la piel, pero la mayoría no tienen la capacidad de penetrar a las capas más internas de la piel.Nuestra piel hace el proceso de renovación celular cada 28 días, tras ese tiempo se elimina una capa superficial y aparece una nueva.Si el tratamiento que hemos elegido para trabajar nuestro problema, trabaja sólo dos capas de nuestro tejido, en menos de 3 meses la celulitis que teníamos en las capas que no se trataron, volverá a ser visible.
Es muy importante hacer un peeling corporal cada semana, para que las células muertas podamos eliminarlas y dejar paso a las nuevas.
En cuanto a la flacidez, este signo es más visible con el paso de la edad.El sostén de la piel, va perdiendo fuerza y los tejidos caen por la gravedad.La elastina es un ingrediente clave para mantener la piel firme, pero a partir de los 30 años, el cuerpo la fabrica más despacio.También los cambios de pesos aumentan este problema, al engordar la piel se estira y al adelgazar después, esa piel que previamente ha sido estirada, queda flácida.Los cambios de peso también provocan la aparición de estrías, que son muy complejas de tratar por que son una rotura de las fibras de la piel.
Si elegimos un tratamiento de corriente galvánica, con un producto que tenga la tecnología suficiente para penetrar hasta las capas profundas, podemos trabajar todos esos signos desde su origen, consiguiendo unos resultados muy importantes, desde el interior del cuerpo hasta la parte que ven nuestros ojos.
Tras mucho investigar sobre estos tratamientos, he encontrado una ciencia que garantiza estos resultados y es capaz de penetrar hasta la parte más interna  de nuestra piel, la célula.
en la próxima entrada en mi blog, os voy a explicar los estudios y resultados de esta ciencia …… AgeLoc

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *